LILITH

Lilith fue la primera mujer en habitar el Edén. Desterrada del paraíso por exigirle igualdad de derechos sexuales a Adán fue catalogada como demoníaca y trasgresora. Suena como una mujer independiente pero la historia se ha esmerado en satanizar los vestigios de libertad femenina.

Es más probable que conozcas a Eva como la primera mujer de la creación. Una mujer creada de la costilla de Adán que muerde una manzana y como consecuencia ambos son exiliados del paraíso. La curiosidad es mala, la desobediencia de Dios es fatal y la cultura de la culpa siempre tuvo cuerpa de mujer.

Revisemos juntas la visión cristiana de la mujer. La iglesia cristiana, como fuerza dominante gobernaba la comunicación y la cultura, así como la religión y la enseñanza. La Iglesia ejercía el poder religioso y moral que daba forma a la expresión humana. La organización jerárquica de la Iglesia reforzaba las distinciones de clase en la sociedad; su dogma patriarcal incluía toda una serie de teorías sobre la inferioridad natural de la mujer cuya huella puede rastrearse hacia atrás, hasta la Grecia clásica y el Antiguo y Nuevo Testamento. He aquí ejemplos puntuales.

1 Corintios 11, 3-10

El velo de las mujeres.

Pero quiero recordarles que la cabeza de todo varón es Cristo, y la cabeza de la mujer es el varón, y la cabeza de Cristo es Dios. Si un varón ora y profetiza con la cabeza cubierta deshonra su cabeza. En cambio, la mujer que ora o profetiza con la cabeza descubierta falta al respeto a su cabeza; sería igual si se cortase el pelo o se rape. ¿No quiere cubrirse el pelo? Que se lo corte o rape. ¿Qué le da vergüenza andar con el pelo cortado al rape? Pues que se ponga el velo.

El varón no debe cubrirse la cabeza porque es imagen y reflejo de Dios, mientras que la mujer es reflejo del hombre. El varón no procede de la mujer, sino la mujer del varón; tampoco fue creado el varón con miras a la mujer, sino la mujer con miras al varón. La mujer pues debe llevar sobre la cabeza el signo de su dependencia; de lo contrario, ¿qué pensarían los ángeles?

1 Timoteo 2, 11-15

Que la mujer sea sumisa y sepa aprender a no molestar. No permito que la mujer enseñe ni que quiera corregir a su marido; que se quede tranquila, pues Adán fue formado primero que Eva. Y no fue Adán el que se dejó engañar, sino la mujer, y por ella vino la desobediencia. Se salvará, por supuesto, gracias a la maternidad, con tal de que lleve una vida ordenada, perseverando en la fe, el amor y la obra de santificación.

El imaginario colectivo con el que venimos fundando nuestros principios es misógino. Esto fue escrito hace mucho tiempo atrás, sin embargo esta raíz es bastante visible en la sociedad de hoy, de otra manera el patriarcado sería historia.

Es conveniente el mito de Adán y Eva por la creación de la mujer a partir del hombre y de la costilla que le da vida. La primera dependencia de la mujer hacia el hombre tiene que ver con la fundamentación de su propia existencia. Eva nace porque un hombre le da su costilla, la deuda es enorme. En segundo lugar, Eva es la responsable del exilio del Paraíso. No te dejes engañar, no seas curiosa ni quieras ver más allá, hazle caso a un hombre y vivirás en el Edén por siempre. Eva es una tonta, manipulable, chismosa, culpable y, a demás, la desobediencia le costó la eternidad del pecado original con el que nacemos todxs en la sociedad en la estamos inmersxs.

Esta manipulación implícita con la que somos educados desde edades muy tempranas -aunque profeses estas religiones la mayoría del mundo lo hace por lo que sus ideas son conocidas y perpetuadas desde el inicio de la vida en la Tierra- trae consigo la castración de la mujer y la cuerpa del pecado. Opera de manera muy inconsciente. La única manera de salvarse es siendo productiva como bien dice el libro de Timoteo. Cumpliendo el rol que toda mujer debería, por lo que ha sido creada a imagen y semejanza de Adán: ser madre y darle una descendencia.

Claro que es conveniente que la figura de Lilith quede en las sombras. Que sea asociada al demonio es un índice de construcción falocéntrica. Lilith representa a la mujer que serías en sociedad si no te reprimieras y a tu libertad sexual. Cuenta la misma mitología que decidió eliminar el relato de raíz, que Lilith fue creada con polvo como Adán, pero que Dios la hizo también con basura e inmundicias -eso explica sus ideas retrógradas de libertad. Lilith reclamaba igualdad de derechos sexuales, ella se negaba a permanecer siempre debajo de Adán, una total ofensa para Dios y para él que una mujer esté encima de un hombre mientras mantienen relaciones sexuales. Ella misma decide dejar a Adán y trasladarse al Mar Rojo. Robert Graves y Raphael Patai escribieron en su libro “Los mitos Hebreos”:

“Adán se quejo ante Dios: Mi compañera me ha abandonado. Inmediatamente, Dios envío a los ángeles para que trajeran de vuelta a Lilith. La encontraron junto al Mar Rojo, una región en la abundan lascivos demonios, de quienes ella engendraba más de cien “lilim” al día. ¡Vuelve a Adán sin demora -le dijeron los ángeles- o te ahogaremos! Lilith les preguntó: ¿Cómo podría volver a Adán y vivir como una honesta ama de casa después de haber pasado todo este tiempo en el Mar Rojo?”

Si la historia de Lilith hubiera triunfado sobre la de Eva, el imaginario colectivo de la mujer ¿no sería diferente? La profundidad del relato propone el libre albedrío de la mujer, su independencia respecto del hombre y la construcción de su propia sexualidad. Pero siempre calladitas nos vimos más bonitas. Lilith expresa su disconformidad sexual y se convierte en un demonio por hacerlo. Decide por sí misma, segundo pecado mortal, y abandona a Adán. Y además es la culpable de la muerte de los bebés, por lo que sería una terrorista de la única manera de salvarnos siendo madres.

El control sexual de las mujeres siempre ha sido una herramienta de dominio y de abuso de poder. Que levante la mano quién no ha tenido miedo de caminar sola por la calle o de ver a un hombre en mitad de la noche. La decisión, implícitamente, de la sexualidad nunca es nuestra, si no el miedo no existiría.

Lilith es un arquetipo que me sienta de maravilla. Mi primera relación formal terminó, desde mi perspectiva, cuando exigí igualdad de derechos sexuales. Una amenaza total al control, al dominio, a la autoestima del hombre, al abuso sexual y al poder sobre las cuerpas de mujer. Cuando decidí recuperar el control de mi deseo y ponerle límites reales a mi propiedad privada, mi cuerpa, la relación terminó. Es importante conectar con el arquetipo de Lilith para dejar de reprimirnos todo el potencial de mujer que la sociedad nos restringe solo por ser descendientes de Eva. La mejor con Eva, celebro que muerda la manzana y que se haya dejado seducir por la curiosidad y el supuesto mal -desobedecer al Dios hombre- pero este imaginario colectivo es parte de la creación de la sumisión de la mujer desde los inicios. Esta experiencia desafortunada fue el despertar del fuego de mi Lilith interior. Es importante notar donde está el asteroide Lilith en tu carta natal para notar cuál es el arquetipo de la energía que hay que dejar de reprimir para salir del tan engañoso “Paraíso patriarcal”. En mi caso, Lilith está en Sagitario en mi casa 5, mi conexión sin dudas tiene que ver con mi libertad sexual. Pero de esto podemos ampliar en otro post si te interesa la astrología.

Mujer demonio y Diosa de la Oscuridad, Lilith es una mujer que es conveniente silenciar para convivir en armonía y sociedad. Leí una pregunta en el mundo de Google que me quedó dando vueltas por el cerebro: ¿fue creada realmente como demonio? ¿o se trata de una inverosímil advertencia de lo que puede ocurrir en caso de que se conceda un mayor poder a las mujeres?

Solo resta recordar que…

SER MUJER ES NUESTRO PODER

3 comentarios en “LILITH

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s