La cuerpa del consumo

Dentro de las herramientas de control sobre el cuerpo, será fundamental la mirada. Mirate con tanto amor que los cánones de belleza caigan por su propio peso. Ya estarás lista para abrirte a la belleza real y solo quedará habitarse de manera leal.